19 de junio de 2007

ASPHALT, Pulp fiction años 20


Una de las experiencias cinematográficas más agradables de mi vida fue el haber vivido durante un año al lado de un cine de reestrenos. De esto hace 12 años.

El cine en cuestión y al cual me aboné en cuanto tuve oportunidad estaba situado en una especie de bahía que formaba la desembocadura de un río y el mar, en el sur de Inglaterra. Se llamaba Harbour Lights.

Todas aquellas películas en blanco y negro, clásicos o aquellas que en general solo había podido ver en televisión se proyectaban en aquel cine, así, Sed de Mal , La Reina de África, la Fiera de mi niña, Taxi Driver, Blade Runner, El Corazón de las Tinieblas (Making off de Apocalypse Now hecho por La sufrida Eleanor Coppola), incluso Murnau o Lang y tantas otras que no me acuerdo las veía en pantalla grande y sala oscura, un lujo por una libra y media. Era un cine curioso y valiente donde se podía ver " La ardilla Roja" o "Palombella Rossa"

Pero de todas hubo una de la que sí me acuerdo bien, fue un ciclo de pelis mudas con música en directo como el ciclo al que está yendo Desconvencida. Les hablaré de la peli en cuestión, Asphalt:
Un romance prohibido en el Berlín de los años 20. Un hombre utilizado por la eterna Vagina Dentata. Una película expresionista y arrebatada. Dos teclados sonando como Kraftwerk no podían ir mejor a un abarrotado y vertiginoso Berlín años 20. Así la recuerdo. Desconozco la accesibilidad de la peliculita en cuestión pero si tienen oportunidad véanla, resulta un folletín realmente glamouroso.

Por cierto, conservo un afiche con mucho cariño pegado en un mueble de mi cocina.



7 comentarios:

Mondo Gitane dijo...

Deje ya de darnos envidia, jolines. Yo vivía al lado del Covacha aka el Covadonga, donde lo más expresionista que ponían era el Rock And Roll Swindle de los Pistols y la de los Zeppelin "in lives"... qué pachaaaa, trones????
Siempre nos poníamos arriba, porque en platea caían unos lapazos de impresión a causa del trasiego de porros entre la muchachada del barrio.

Belle de jour dijo...

Yo soy el Vaquilla , alegre bandolero...porque entre los pobres repartes el dinero....ni na nia na na na. Oiga, que yo ya estaba crecidita entonces

desconvencida dijo...

Qué buena pinta, Belle, y la protagonista es clavada a Louise Brooks, veremos si se puede conseguir...

Si hay suerte dentro de poco viviré justo en frente del cine ese del ciclo de pelis mudas, que es donde voy todos los inviernos cada semana al cineclub... pero si hay suerte, a ver...

ht, nostalgico y sureño dijo...

Ai, Catherine, querida, que me ha hecho recordar mis viejos buenos tiempos de la mano de mi abuelo. Era ninio, entre cinco y siete anios, y veiamos muchos westerns italianos en programa doble. Recuerdo cuando vi Viva La Revolucion.

"No uses este dinero para comprar pan. Usalo para comprar Dinamita"

Algo se movió. Seguro. En su momento no lo entendia. Ahora, claro, poco menos y...

Belle de jour dijo...

Los cine clubs molan, yo que vengo de "provincias" recuerdo que en los ochenta mi tía que pertenecía a uno tenía que llamar a embajadas para pedir películas o a veces a países tras telón de acero. Aquellas pelis viajaban para que las vieran 15 o 16 personas en una ciudad olvidada.

HT, qué suerte ir con tu abuelo al cine, os veo delante de los afiches descoloridos con tipos morenos y barbas de una semana, comprando las entradas.

Ht dijo...

No está muy lejos, eran cines de programas dobles y en primera función... pero no se crea que mi formación ha andado siempre por ahí, no. Que los fines de semana me cuidaban mi padre y la sensibilidad de la europa del este....

Belle de jour dijo...

Vaya, Sergio Leone meets Chéjov. Interesante.