10 de mayo de 2007

Darren Aronofsklocualo???

Hace una semana el Sr. Clementi y yo nos fuimos con un "amigüito" de ambos a ver la película "La fuente de la vida" de Darren Aranosfki. Este director, todavía no entiendo por qué, le gusta al Sr. Clémenti.



Yo, que quieren que les diga, lo intento, pero todo, absolutamente todo en sus películas me parece tan falso, tan increíblemente falso, tal batiburrillo de ideas, que me pregunto por qué el zagal no se dedicará de una vez a la ciencia ficción, seguro que nos compensaría. Aranofsky, luego voy y me entero que es una especie de director de culto. De culto con tres películas, eso ya para empezar, tampoco lo entiendo.

He visto la tres: "Pi", se ve, no está mal, matemáticas, pero no se la ponga Vd. un día que quiera desconectar porque es como quedarse mirando a las ventanas del metro mientras circula y quizás no atrape lo que debiera.

"Réquiem por un sueño" a aquellos que hemos tenido amigos y conocidos yonkis nos parece la versión de la revista 40 principales de varios tipos de adicciones.
A los yonkis que yo conocía no les tenían que amputar ningún brazo, se morían de sida o de "dobledosis" y sus madres no estaban obsesionadas con adelgazar ni ir a un concurso, su tipo y su forma física se la traía al pairo cuándo tenían que ponerse a limpiar despachos o casas. Réquiem por un sueño es sensacionalista en grado superlativo. Es un trip visual, no digo que no, se deja ver, los personajes son guapos y es romántica (cursi?) y estética, pero aborda el tema de las adicciones muy desordenadamente y está hinchada como un globo justo antes del momento de explotar. Un apunte: curiosamente su web, es más interesante que la película.

La fuente la vida, "The fountain" (inspirada en el cómic del mismo nombre con guión del Sr. Aranofsky) es una Cábala Zen si es que esto es posible y parece que es el caso dada la procedencia del director (Brooklyn 1969) junto con sus influencias:

Tenemos a un científico que busca un fármaco que otorgue la vida eterna (o al menos quite los tumores, no queda muy claro) interpretado por el guaperas de Hugh Jackman, y aquí se va a poner una vulgarota, único leit motiv de mi presencia en el cine y de esos 6'80 €urazos.

Este personaje está muy malamente construido y lleno de contradicciones (en el fondo si se dan cuenta no es más que un pijazo egocéntrico loco) y claro, le quita toda la fuerza que la película pudiera haber tenido. Sencillamente cuándo no sé que me están queriendo decir con esos coletazos de narración postmoderna, o veo que el director está jugando al despiste con algo sencillo adornándolo con un barroco mal claveteado y además no lo consigue, me decepciono.

Hermosa en imágenes, la dirección artística no está mal, así como tampoco la banda sonora, la fuente de la vida es el oir campanas sin saber dónde, esa mezcla de tendencias, esa espiritualidad de moda, posiciones del loto, libros de encuadernación rústica escritos con pluma sin tachones, la Historia inventada ad-hoc, el rollo end-less love, todo para que salte un fondo casi sin aliento que musita que hay que morir para vivir, el Let it flow, que eso ya lo decía mi abuelo:

-Hay que dejar paso.

7 comentarios:

La-Ruina-de-la-Familia dijo...

Soy FAN de la peli...

Belle de jour dijo...

Glups! Bien, pues ya que Amando no ha conseguido decirme por qué le gustaba y yo si he conseguido decirle por qué no, ilumíneme Ruina.

desconvencida dijo...

He leído críticas tan contradictorias sobre esta película que ya me despertó la curiosidad... aunque confieso que "Requiem por un sueño" no me gustó especialmente, me pareció mucho videoclip,morbo y buena banda sonora y poco más...

Amando de Ossodio dijo...

Con el debido respeto, hay una diferencia entre yonquis como Burroughs y Hubert Selby Jr. y yonquis como mi amigo Macarro q.e.p.d., muerto de tripledosis. Y mi madre no se enganchó a las anfetas para adelgazar, pero sí la engancharon al Optalidón 1.0. Diferentes motivos para diferentes circunstancias.
En cuanto a la Fuente... pues no me gustó tanto, eso es verdad, el mensaje es obvio, maniqueo, reaccionario y confuso a la vez. Pero prefiero -ya lo dije- que haga mil Fuentes... que verlo dirigiendo lo que dirige Soderbergh.

Hijo Tonto dijo...

Permiso, querida, procedo a decir dos cosas:

Cosa 1. Para ser un director de culto es posible que a estas alturas no sea necesario, siquiera, hacer UNA película.

Cosa 2. A mi el Darren este me gusta como director porque es de un judaísmo macarra que me espanta/encanta por su moralidad urgente, su necesidad de trascendencia y su resolución, me refiero a las ideas, de adolescente oenegeista. Hay que ver cómo me gusta la gente que no tiene verguenza.

Mondo Gitane dijo...

Yo era capaz de ir al cine a ver cualquier cosa de la Arquette mayor... incluso lo más infumable que hizo, es que After Hours me trastornó a mí a una tierna edad..

Belle de jour dijo...

Je je, After Hours es genial, ¿se ha sentido alguna vez como el protagonista? Cunado le vuela el billete en el taxi...a ritmo de flamenco